948 291 292

Noticias

imprimir enviar noticia

El TSJ ratifica la sentencia del Juzgado de lo Social, que desestimó la demanda del gobierno contra el Convenio Colectivo de Comercio de Alimentación de Navarra

27/08/2014

El Tribunal Superior de Justicia de Navarra ha ratificado la sentencia del Juzgado de lo Social nº 4, que desestimó la demanda interpuesta por la Dirección General de Trabajo del Gobierno de Navarra contra el Convenio Colectivo de Comercio de Alimentación, que consideraba que dicho convenio sectorial infringía lo estipulado en el nuevo marco legal derivado de la reforma laboral, al no respetar la prioridad aplicativa del Convenio de Empresa en cuanto a la regulación de la jornada y la cuantía del salario.

La máxima instancia judicial de Navarra respalda que el Convenio Colectivo de Comercio de Alimentación, suscrito por las dos asociaciones patronales del sector y por los sindicatos UGT (42,86% de la representación) y CCOO (25,71%), respeta la legalidad vigente. No obstante, frente a esta sentencia cabe interponer Recurso de Casación ante la Sala de lo Social del Tribunal Supremo.

El origen del problema está en el momento en que el Gobierno de Navarra paralizó la publicación del Convenio y requirió a las partes firmantes la modificación del artículo 16.1 del Convenio, en el que los firmantes manifestaban su intención de apostar por los convenios sectoriales “como elemento generador de reglas colectivas que garanticen, tanto la igualdad de oportunidades para sus trabajadores, como la transparencia e igualdad en los proceso de competencia entre empresas”.

En dicho artículo, el Convenio establecía una jornada laboral de 1.734 horas de trabajo efectivo que, “en el caso de aquellas empresas que abonen a sus trabajadores una retribución inferior a la establecida en las tablas salariales del convenio para el grupo V (el que más trabajadores agrupa en el sector), la jornada laboral será de 1.540 horas de trabajo efectivo para toda la plantilla de la empresa”.

La sentencia del Tribunal de lo Social, ahora avalada por el TSN, afirmaba que “la duración de la jornada es una materia respecto de la cual no existe prioridad aplicativa del convenio de ámbito empresarial, ya que no es una de las enumeradas en el artículo 84.2 del Estatuto de los Trabajadores, dado que el apartado C) se refiere al horario y la distribución del tiempo de trabajo, el régimen de trabajo a turnos y la planificación anual de las vacaciones, y no a la duración de la jornada”.

Y en cuanto a la determinación de la cuantía salarial, señalaba, y el TSN reitera en su sentencia, que “no encuentra razón alguna para concluir que el artículo 16 del Convenio conculque la legalidad vigente mediante la infracción de las reglas de primacía aplicativa del artículo 84.2 del Estatuto de los Trabajadores, ya que “el Convenio impugnado, al regular la jornada, únicamente podría violar el precepto en el caso de que establezca una primacía distinta o regule una cuestión que limite o vaya en contra de la prioridad del convenio colectivo empresarial en cuanto a la determinación de la cuantía salarial en la concurrencia de un convenio colectivo de ese ámbito con otro de ámbito distinto”, agregando que el artículo 16 impugnado “no hace ninguna de esas dos cosas”. “No contiene ninguna regla de primacía aplicativa respecto del convenio colectivo de empresa” señala la sentencia, que tampoco considera que el Convenio realice “una regulación indirecta del salario que limite la capacidad de regulación de dicha materia por los convenios colectivos empresariales”, razones que le llevan a “desestimar íntegramente la demanda”.

Tras la sentencia del Juzgado de lo Social, el Convenio de Comercio de Alimentación de Navarra fue publicado en el Boletín Oficial de Navarra el 6 de marzo de 2014. El convenio afecta a unas 70 empresas cuyas plantillas suman más de 1.300 trabajadores y su vigencia se extiende de 2010 a 2014.

Garantía de igualdad

Para la Federación a la Movilidad y el Consumo de la UGT, que incluye al sector comercial, esta sentencia demuestra que hay formas de contrarrestar la reforma laboral desde la propia legalidad vigente, a la vez que avala la apuesta del sindicato por la negociación colectiva sectorial, que es la única que garantiza la igualdad de condiciones para todos los trabajadores de un sector, así como un mismo marco de competitividad para las propias empresas.

El sindicato destaca que esta sentencia garantiza que trabajadores y trabajadoras del sector de Comercio de Alimentación de Navarra, que realizan el mismo trabajo, perciban el mismo salario por el mismo tiempo de trabajo, independientemente de la empresa en la que trabajen, marcando una reglas de juego iguales para todos.

En opinión de la UGT, aunque la sentencia no es todavía firme, supone un soplo de aire fresco y de esperanza tras el reciente fallo del Tribunal Constitucional, que avalaba, entre otros aspectos de la reforma laboral, la prevalencia del convenio de empresa, desestimando el recurso de inconstitucionalidad del Parlamento de Navarra. El sindicato confía en que la solidez jurídica de las sentencias del Juzgado de lo Social y del Tribunal Superior de Justicia de Navarra sea corroborada por el Tribunal Supremo, en el caso en el que el Gobierno de Navarra persista en su actitud de recurrir.

Lee la sentencia completa

Logo de UGT Juventud Logo de Gobierno de Navarra ·
Subvenciona Instituto Navarro de Deporte y Juventud