948 291 292

Noticias

imprimir enviar noticia

El 95% de las empresas navarras no cuenta con un protocolo para prevenir drogodependencias

06/02/2013 | UGT

El 95% de las empresas navarras carece de un protocolo de actuación para prevenir el problema de la drogodependencia en el ámbito laboral. Además, un 87% de las empresas no ha realizado ninguna acción para paliar problemas relacionados con el consumo de estupefacientes. Estas son dos de las principales conclusiones de un estudio realizado por el Departamento de Salud Laboral de la UGT de Navarra, y presentado en rueda de prensa por Mª José Latasa, responsable de dicho departamento.

En el estudio se insiste en la necesidad de que el alcoholismo y las drogodependencias se traten en la empresa desde un punto de vista terapéutico, como enfermedades, y no como mera causa de despido disciplinario. En este sentido, Latasa ha señalado que "es preciso reivindicar dentro de la empresa medidas para el tratamiento y curación del trabajador afectado e intervenir en las causas, aplicando una política preventiva y defendiendo los derechos que asisten a la persona afectada, tanto para su rehabilitación, como para su normalización social y laboral".

El estudio se ha realizado en 75 empresas, de las que el 83% poseen una plantilla comprendida entre 6 y 250 empleados, un 52% pertenece al sector de los Servicios, un 44%, al Industrial, y un 4% al sector de la Construcción. En el estudio se ha detectado que, bien por temor al despido, dada la situación económica, bien porque los trabajadores afectados no han encontrado un apoyo, en las empresas se produce una cierta resistencia a tratar el problema en profundidad y a colaborar en la detección de casos. Se ha comprobado que las empresas reaccionan cuando los efectos de la drogodependencia se manifiestan en la productividad y el rendimiento y hasta entonces suelen ignorar el problema, lo que provoca su aumento. En esta línea, y por medio de la Negociación Colectiva, se deben buscar soluciones y no quedarse en la mera tipificación como causas de despido disciplinario, la toxicomanía o la embriaguez habitual.

El estudio ha permitido, asimismo, establecer una relación más o menos directa entre las condiciones de trabajo y el consumo, relación que se une a otros factores extralaborales que condicionan o aumentan la posibilidad de consumo (problemas familiares, personales, sociales, etc.). Así, en paralelo al estudio, los técnicos del Departamento de Salud Laboral de la UGT han prestado apoyo a los delegados para identificar en las empresas qué factores de riesgo pueden aumentar el consumo de drogas, y exigir, de acuerdo con la Ley de Prevención de Riesgos Laborales, que se incluyan dichos factores en las evaluaciones de riesgo y, en su caso, que se adopten las medidas preventivas oportunas.

En las visitas realizadas por los técnicos del departamento a las empresas para elaborar el estudio, se ha desarrollado también una doble acción informativa y formativa, en la que se han distribuido 500 folletos y 2.000 guías, sobre los tipos de drogas existentes y sus efectos negativos sobre la salud, así como las afecciones que se producen en el entorno sociolaboral y las vías existentes para prevenir su consumo, actuando sobre los riesgos laborales.

Dossier del estudio

Logo de UGT Juventud Logo de Gobierno de Navarra ·
Subvenciona Instituto Navarro de Deporte y Juventud