Transporte sanitario

El sector de Ambulancias de la UGT acusa a LAB-Bomberos de falta de respeto al Transporte Sanitario y de defender sus intereses corporativos con mentiras

08/06/2018

El sector de Ambulancias de la UGT rechaza con rotundidad la falta de respeto de LAB-Bomberos hacia las instituciones, la Administración, la Ley y hacia todo lo que vaya en contra de sus intereses corporativos de abultar artificialmente su plantilla, sin importarle pasar por encima y pisotear los derechos laborales de quienes prestamos con profesionalidad acreditada el servicio de transporte sanitario.

LAB miente cuando dice que el Transporte Sanitario en Navarra está en peligro. Lo que se está produciendo en el sector es un proceso de regulación para adecuarlo a la normativa europea y estatal, que lleva ya seis años de retraso por las presiones que se han hecho desde LAB-Bomberos para que el Gobierno de Navarra no aceptara a los Técnicos de Emergencias Sanitarias (TES) como exige la legislación. Porque en Bomberos, LAB funciona más como grupo de presión y sindicato amarillo al servicio de intereses corporativos particulares que como sindicato de clase.

Durante años, LAB ha ignorado la legislación nacional y europea sobre transporte sanitario en lo relativo a la habilitación profesional, mintiendo a la dirección de Osasunbidea sobre la adecuación del personal destinado a prestar este servicio, ya que quienes se llenan la boca defendiendo un servicio público y de calidad, no se han molestado en presentarse a los Procesos de Acreditación de Competencias profesionales (sólo uno lo hizo en las seis convocatorias que ha habido), como hemos tenido que hacer los profesionales del sector de Ambulancias.

LAB se ha negado a admitir el título de TES como parte de los requisitos para presentarse a bombero (para ellos, el carnet de camión es más importante que la formación sanitaria para atender a personas en situaciones de emergencia). Se escudan en dos convocatorias cerradas de pruebas libres para obtener el título de FP oficial de Técnico en Emergencias Sanitarias (12 módulos), en tres meses, con menos de 400 horas de formación y con unas prácticas con relación contractual en los propios parques de bomberos, en contra de la normativa.

Mienten también cuando dicen que en Europa los bomberos hacen transporte sanitario, pese a que son TES o Paramédicos englobados en los Cuerpos de Bomberos quienes lo realizan.

Todas estas falsedades sólo son la expresión de la falta de respeto que tiene LAB-Bomberos a los Técnicos de Emergencias Sanitarias, a quienes nos consideran trabajadores de segunda, pese a que nosotros sí tenemos la titulación oficial de 2.000 horas de formación o hemos pasado los procesos de acreditación de competencias profesionales oficiales.

También faltan al respeto a la dirección de Osasunbidea y al Defensor del Pueblo, pretendiendo que se salten la ley para su propia conveniencia, para dar apariencia de legalidad a las 100 plazas de TES existentes en bomberos, que desarrollan unas competencias profesionales que no tienen reconocidas por la ley nacional ni la europea.

LAB-Bomberos pretende que las instituciones, el Parlamento, el Gobierno, Osasunbidea y el Defensor del Pueblo, ignoren la legislación vigente para conseguir inflar su plantilla todo lo posible, aun a costa de los derechos laborales y profesionales de un colectivo como el de TES, que sí tiene acreditadas oficialmente las competencias, única garantía para la prestación de un servicio de transporte sanitario solvente y de calidad.

En lugar de tratar de invadir ilegalmente competencias profesionales de nuestro colectivo, lo que debería hacer LAB-Bomberos es luchar por la implantación en Navarra del Título de formación profesional de Emergencias y Protección Civil, aprobada en el Real Decreto 907/2013 de 22 de noviembre, que regula la formación de Bomberos, y por una OPE que garantice una atención de calidad en caso de situaciones de emergencia.