Conferencia

Pepe Álvarez, Secretario General de la UGT, aboga por alcanzar acuerdos con Patronal y Gobierno, pero advierte de que, ante la falta total de avances, la huelga general va camino de ser una posibilidad real

13/03/2017

El secretario general de UGT, Pepe Álvarez, ha manifestado que la huelga "en ningún caso es un objetivo, sino un medio para conseguir un objetivo" y que "a día de hoy, ante la falta total de avances en todas las mesas negociadoras, una huelga general en España "va en el camino de ser una posibilidad real".

Álvarez, que ha participado en el Foro Ser Navarra, ha manifestado que "la negociación con el Gobierno central en relación con los cambios de la reforma laboral está parada, el Pacto de Toledo lleva tres semanas sin reunirse y también está en situación de atacaso y las perspectivas presupuestarias parece que no van a ser muy positivas, veremos qué ocurre".

Sobre fechas que se barajan, el dirigente de UGT ha indicado que "la presentación presupuestaria y el debate marcarán un camino". Ha recordado que el día 23 de marzo hay convocadas movilizaciones por la negociación colectiva y ha añadido que "ese es un camino que nos llevará a recuperar la calle desde las empresas".

En su intervención, Álvarez ha defendido la negociación colectiva y ha señalado que les cuesta entender la "cerrazón" que en estos momentos tiene la CEOE en este ámbito. "Planteamos propuestas moderadas, razonables, llevamos prácticamente siete años con los salarios congelados, con crecimientos salariales por debajo de la productividad de las empresas, de las cuentas de resultados de las empresas y éste es un año de empezar a ganar poder adquisitivo", ha defendido.

Según ha dicho, en el acuerdo de negociación colectiva se tendrían que "abordar aspectos que tienen que ver con las reformas laborales, tanto la de Rodríguez Zapatero como la de Mariano Rajoy". Se ha mostrado "claramente partidario" de abordar esta materia a través de un acuerdo con las organizaciones patronales.

"LOS ACUERDOS DAN ESTABILIDAD A LA ECONOMÍA"

"Los acuerdos entre patronales y sindicatos dan estabilidad a la economía de un país, suponen mejoras en el sistema productivo, pero si la CEOE continúa en no entrar a negociar no vamos a renunciar a generar en el Congreso de los Diputados una mayoría que permita modificar las reformas laborales", ha manifestado.

Pepe Álvarez ha defendido, además, un acuerdo de pensiones. "El Pacto de Toledo es un gran instrumento que hay que recuperar, pero no solo ahora, sino para siempre. La premisa para ello es que se deroguen las dos reformas que introdujo el PP en 2013 sin el consenso de nadie", ha opinado.

"Nos parece que habría que derogar las dos reformas, volver al acuerdo de 2011 y tomar medidas que van en la dirección de mejorar la recaudación de la Seguridad Social, que no tiene un problema de gasto sino de ingresos", ha continuado, para señalar que ello es "poco discutible objetivamente".

A su juicio, es preciso "mejorar la recaudación, dedicar un impuesto a la financiación del sistema de pensiones Y estudiar la posibilidad de que las nuevas tecnologías, concretamente los robots, coticen a la Seguridad Social".

También ha defendido el dirigente de UGT un acuerdo estratégico por la Industria. "Debemos ser capaces de establecer cuáles son las políticas generales que tiene que desarrollar nuestro país en relación con la industria, desde el precio de la energía, pasando por la formación, por la FP y continuando por la investigación y desarrollo".

Álvarez ha continuado diciendo, además, que España "necesita un sistema financiero fuerte" y ha reclamado que "la fortaleza venga de la mano de banca pública".

"NAVARRA NO PUEDE QUEDAR ATRÁS EN INFRAESTRUCTURAS"

El secretario general de UGT, Pepe Álvarez, ha trasladado al Gobierno de Navarra que "convendría recuperar algunos elementos desde el punto de vista de las infraestructuras" y ha defendido que "para continuar teniendo el peso desde el punto de vista industrial, es conveniente que Navarra no se quede atrás en las infraestucturas".

Sobre el Plan de Empleo anunciado por el Gobierno foral, el dirigente de UGT ha indicado que "no me atrevo a trasladar consejos al Gobierno de Navarra y no he tenido oportunidad de tener conversaciones con ellos", pero ha indicado que "las estrategias de empleo pactadas y acordadas siempre son positivas". "Me sumo a la posición de UGT de Navarra, partidaria de la negociación", ha dicho.

Ha manifestado que los acuerdos en la Comunidad Foral "han dado resultado muy positivo y pueden seguir dando" y ha comentado que "si están sólo algunas organizaciones es porque las demás no han querido estar". "Nadie puede obligar a una organización a que esté presente si no quiere estar", ha señalado.

SUBVENCIONES

Álvarez ha indicado, por otro lado, que "la campaña contra UGT de Navarra es absolutamente injusta y denota hasta qué punto para algunos lo importante no es defender mejor a los trabajadores sino tratar de destruir a una organización sindical".

Ha señalado que "no hay que confundir los diferentes modelos de desarrollo sindical con subirse a una ola de desprestigio gratuito e infame para UGT de Navarra". "Nosotros acertadamente o no, yo creo que acertadamente, hemos seguido la estrategia sindical de la mayoría de países UE, de colaboración y concierto con los gobiernos", ha defendido.

El dirigente sindical ha añadido que él no discute estrategias de otras organizaciones sindicales, pero se ha preguntado "por qué hay esta campaña en relación con la UGT con unos convenios firmados, justificados y por qué a la vez una organización como ELA cobra las subvenciones en el ámbito del Estado y no da la contraprestación que toca, asistir y trabajar en los órganos a nivel estatal".

Álvarez ha dicho que lo respeto porque "es su modelo". "Las organizaciones sindicales tenemos que respetar los modelos de trabajo de cada organización", ha señalado.